Muchas veces los problemas del alma son más fuertes que cualquier otros, estos nos atan y no nos permiten sanar esos sentimientos negativos que pueden llegar a atormentar nuestro corazón.

Saber que la muerte hace parte del ciclo que la vida, es una forma de entender que todo no durará para siempre, es por eso que debemos tener la claridad de que el tiempo es nuestro mejor aliado, para lograr sanar y aceptar lo que nos está sucediendo.

Darte un tiempo contigo mismo es una opción que puedes considerar, la idea no es apresurarte a olvidar o superar lo ocurrido, sino se trata de sanar expresando lo que sientes mediante conversaciones y grupos de ayuda; así como lo hace Jardines La Colina con su unidad de apoyo emocional ‘Sanando Juntos’, un espacio de ayuda profesional con el que puedes contar.

Aunque todo sea muy difícil, debes enfocarte en las cosas positivas que puedan surgir, tales como: encaminar tu proyecto de vida y trazarte metas a futuro. 

Recuerda… Pese a que una pérdida resulta muy difícil, debes aprender a soltar, para que puedas continuar con tu vida, obteniendo así, sanción para tu alma.






Participe y comente esta publicación